Lámparas elaboradas con cartón de hueveras

Posted on

¿Eres de los que tiran los cartones de los huevos? Pues no sabes todo lo que te estás perdiendo, las hueveras son un material muy reciclable que permite elaborar todo tipo de manualidades. Incluso lámparas para casa de todos los tamaños y formas.

Te proponemos dos estilos de lámparas elaborados con hueveras que encajan perfectamente en ambientes juveniles y desenfadados.

– Pantalla para lámpara: Pensada para lámparas de mesilla que se han quedado sin pantalla. La base de la lámpara quedaría totalmente oculta.

Se necesitan planchas de huevera de las que se utilizan para colocar varias docenas de huevos y pintura para cartón.

Se trata simplemente de formar un cuadrado con las hueveras, hueco en el interior y  del tamaño adecuado para la base de la que disponemos. Para eso, se cortará con cuidado el cartón y se pegarán las planchas entre sí dándole la altura suficiente para que no se vea asomar la bombilla.

Antes de pegar el cartón, puede pintarse para que sea más sencillo hacerlo y conseguir un buen resultado. Una vez lista, solo hay que colocar la pantalla sobre la lámpara, apoyándola en la mesita. Tan sencilla que hasta los niños podrían hacerla.

– Lámpara para decorar cabecero: Una opción un poco más elaborada, aunque no es realmente complicada.

Esta lámpara iría colocada en un cabecero para darle un toque romántico y disponer de una luz difuminada. Se necesitan varias cajas de huevos (en función de la cantidad de flores que quieran hacerse), una tira de luces LED como las que se ponen en el árbol de Navidad y unas tijeras. Si se desea, también pintura para cartón.

Se trata de cortar la huevera en partes individuales, pero en lugar de quedarnos con el hueco en el que se introduce el huevo nos quedaremos con el espacio intermedio, ese en el que se apoya la huevera.

Si cortamos con cuidado nos quedarán una especie de flores estilo campanillas. Con las tijeras se puede dar la forma que se quiera a la punta de las flores, dejándolas tal cual o dándoles un toque más personal. Si se quiere, es el momento de pintarlas.

En la base de cada flor hay que hacer un pequeño agujerito en el que se introduce la bombillita. Es importante tener en cuenta que las bombillitas se desenroscan , así que solo se introduce el cable y se vuelve a enroscar la lamparita, de modo que queda totalmente sujeta.

Nos quedará una especie de guirnalda que podremos colocar en el cabecero a modo de enredadera, enchufándolo a un lado de la cama.

img_40324_apa_273335_orig


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *